Arde Los Ángeles (IV): Desinformados

Con el incendio controlado en un 30% y condiciones meteorológicas relativamente a favor (que también podría hacer el favor de llover un poco…), la noticia del día es que se ha encontrado material incendiario en el punto de inicio de la catástrofe. Entre las sesenta mil hectáreas quemadas y los dos bomberos muertos, como cojan al pirómano se le va a caer el pelo.

Ahora que lo peor ya ha pasado (o que al menos lo parece), empiezan a aparecer reacciones, comentarios y quejas varias.

En primer lugar, se culpa a los ecologistas de impedir que se provocaran incendios controlados para limpiar el bosque de maleza, lo que hubiera ralentizado el avance del fuego. El procedimiento es habitual en otras partes, por ejemplo en el parque de Yosemite, especialmente en Mariposa Grove, un pequeño bosque de secuoyas (ayuda que por muchos arbustos y matas que ardan, una secuoya no se va a despeinar). No sé si habrá sido en efecto por mano de lobbies ecologistas, o por ahorrar dinero, o por negligencia de alguien; al menos no parece que se vaya a cometer el mismo error durante un tiemop.

En segundo lugar, y quizás más curioso, es que muchos vecinos se quejan de que no tuvieron información durante los primeros días, antes de que la noticia copara todas las portadas de la prensa local e incluso nacional, momento en que la falta de información se transformó en exceso. Dicen que las páginas web oficiales no están actualizadas, que el personal de emergencia les dio instrucciones contradictorias y que los medios de comunicación, incluidos los locales, no daban datos concretos, o no siquiera cubrían el incendio. Muchos de ellos acabaron dando información vía Facebook, Twitter y similares, para que sus vecinos más alejados del fuego pudieran enterarse de algo.

Así está el patio. En la era de las telecomunicaciones, la gente no puede enterarse de lo que pasa en su pueblo. Esto me recuerda a la declaración de David Simon, creador de The Wire, en el Comité de Comercio del Senado de los Estados Unidos, acerca del futuro del periodismo. Viene a decir que el futuro, como medio físico, es claramente internet, pero que eso no significa que se puedan sustituir los periódicos por blogs. El buen periodismo requiere dinero para pagar sueldos, viajes, gastos en investigación, etc., y que por lo tanto no hay que confundir la velocidad con el tocino. Sin embargo, salvo un par de honrosas excepciones, los periódicos llevan años recortando gastos, reduciendo la cobertura local y la investigación, limitándose a reproducir teletipos y a incorporar algún artículo de opinión. Sólo las noticias más grandes reciben atención adecuada, el resto se va despachando como buenamente se puede.

Por eso, cuando ocurre algo que se sale del mundo de los teletipos y las conferencias de prensa, no hay recursos, no hay conocimiento para hacer un análisis serio, no hay contacto con quien podría informar, no hay reporteros haciendo trabajo de campo antes de que surja la noticia.

Lo que sí que hay es cada vez menos diferencia entre prensa y blogs, y no porque los blogs estén haciendo periodismo.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s


%d bloggers like this: